Espere por favor

Tips del día

Vinagre de manzana para la celulitis

Sabemos que hidratarnos, mantenernos en movimiento y alimentarnos bien representan excelentes trucos para prevenir esos feos pocitos. Ahora bien, ¿será que el vinagre de manzana también contribuye al mismo propósito? Parece que sí y existen dos métodos para disfrutar de sus beneficios.

#1 Método tópico

Ingredientes : Vinagre de manzana, crema o aceite para masajes.

Preparación y modo de uso: Toma la crema para masajes o aceite que utilices para el cuidado de tu piel y mézclalo con el vinagre de manzana hasta formar una preparación homogénea. Aplica esta mixtura sobre las zonas a tratar al menos 2 veces al día, realizando masajes circulares para estimular la circulación.

Además, deberás complementar esta rutina con una actividad física que te ayude a fortalecer tu cuerpo y una dieta balanceada para no seguir ingiriendo grasas que propulsen la formación de la celulitis.

#2 Método oral

Necesitas: Vinagre de manzana, agua, miel.

Modo de preparación: Separa 2 cucharadas de vinagre de manzana en un recipiente grande. Agrégale 7 litros de agua. Agrégale 1 cucharadita de miel o endulzante para hacerla más gustosa.

Modo de consumo: Cada mañana bebe un vaso de esta preparación. Ingiere el resto de la mezcla durante el día.

Aumentar el consumo de agua te ayudará a limpiar el cuerpo y, en conjunto con el vinagre de manzana, que posee propiedades “anti-grasa”, podrás contrarrestar la celulitis y disfrutar de un cuerpo más esbelto.

 

  • Recuerda: No hay fórmulas mágicas para erradicar a la celulitis. Lo máximo que puedes hacer es atenuar su apariencia con una buena hidratación, una vida activa y una alimentación balanceada que, claro, incluya al vinagre de manzana.