Espere por favor
  • Papaboom

    Papaboom

  • Papaboom

    Papaboom

Tips del día

  • Los niños y su comportamiento

    2017-06-04

    Según el profesor y psicólogo Leibowitz lo que se descubrió a través de esta investigación es que los niños de alrededor de 8 meses pueden estar jugando tranquilamente mientras su madre no está, pero al momento de verla hay un 99 % de probabilidades de qu

    Ver más
  • Sueña en grande

    2017-06-02

    Un poco de reflexión y preparación no vienen nada mal a la hora de soñar en grande. Espero que te animes a poner en práctica estos consejos y logres cumplir todos y cada uno de tus anhelos más profundos. Y tú, ¿te animas a soñar en grande?

    Ver más
  • Mejora la calidad de tu pelo

    2017-05-31

    Con estos sencillos consejos la calidad del cabello podría aumentar en cuestión de semanas ¡pruébalos!

    Ver más

Alimentos poco saludables

Cuando nos proponemos a cambiar nuestra alimentación hay otros factores incluso más importantes que el simple hecho de perder unos kilos. Nuestra alimentación influye directamente en el rendimiento de nuestro cuerpo, en cómo nos sentimos y en cuán protegidos estamos de enfermedades.

  • Blanquillo

Este tipo de pescado puede ser muy peligroso si lo consumimos, ya que su contenido de mercurio es demasiado alto para nuestro organismo.

  • Palomitas de maíz de microondas

Puedo asegurarte que las palomitas de maíz que pones en tu boca son mucho más aterradoras que la película que estás mirando. Si bien el maíz puede ser un grano saludable, cuando se trata de su versión para microondas es una historia diferente.

Estos productos vienen recargados de grasas trans y de ácido perfluorooctanoico (la misma toxina encontrada en objetos de teflón). A su vez, los que tienen ''sabor a mantequilla'' generalmente incluyen diacetil, un químico que destruye las capas de las células que protegen a los órganos vitales.

  • Jugo de frutas

''80% pura fruta'', ''natural y sin aditivos''. Esas son algunas de las frases que nos atraen de las etiquetas en los jugos que a menudo vemos en el supermercado. Pero la realidad es que a menos que lo hayas exprimido tú (o alguien en tu hogar) es probable que ese jugo contenga algo más que solo fruta.

Por lo general, para reforzar su gusto vienen con un alto contenido de azúcar, lo que arruina por completo los beneficios de la fruta y los convierte en bebidas para nada nutritivas.

  • Cereales de caja

La gran mayoría de cereales industriales, por más saludables y amigables que parezcan, tienen un alto contenido de azúcar refinada. Este no es un dato menor: una gran cantidad de estudios ha probado que un consumo elevado de azúcar está relacionado con la obesidad, la diabetes y las cardiopatías.

Además de ser ricos en azúcar, muchos de los cereales en caja contienen sustancias como el butil hidroxitolueno que es un antioxidante sintético normalmente usado en la industria petrolera y que está prohibido en gran parte de Europa, Japón y Nueva Zelanda por su posible carácter cancerígeno.

  • Soda de dieta

¿Alguna vez te preguntaste de qué estaba compuesta esa soda en cuya etiqueta resalta ''cero calorías''? Pues, si continúas bebiéndola, es porque nunca te la has hecho. Algunos de sus ingredientes más letales son los colorantes artificiales, los endulzantes para reemplazar el azúcar y otros químicos.

Los colorantes están relacionados con la obesidad. Por su parte, los edulcorantes aumentan los niveles de glucosa y dificultan el trabajo del hígado.

  • Mermeladas y gelatinas

Por más inofensivas que parezcan en esos adorables y pintorescos frascos, las mermeladas de fruta no son más que trozos de fruta bañados en azúcar y pectina (una fibra natural que le da una textura pegajosa y atractiva).

Pero esta fibra, por más natural que sea, así como se pega en los dedos, también se pega en sustancias como el betacaroteno, el licopeno y la luteína: tres importantes antioxidantes que al verse afectados por la pectina se liberan de nuestro organismo sin ni siquiera ser usados.

  • Goma de mascar

A pesar de que no la tragamos, la goma de mascar igual puede tener malos efectos en nuestra salud. Mientras que la masticamos se libera un conservante denominado hidroxibutilanisol que se encuentra con frecuencia en alimentos como la manteca, cereales y la cerveza.

Se ha comprobado que esta sustancia no solo provoca coágulos en la sangre cuando se consume en grandes cantidades, sino que también se ha relacionado con el desarrollo de tumores.

  • Harina blanca

Lamentablemente la harina blanca es un ingrediente que está presente en una enorme cantidad de alimentos. Pero poco se sabe sobre su contenido de dióxido de cloro, un ingrediente utilizado para darle un aspecto más blanco.

De acuerdo al Centro de Ciencia de Interés Público en Estados Unidos, este químico podría ser cancerígeno.

  • Sopa en lata

La palabra "sopa" puede ser sinónimo de saludable para muchos. Pero cuando se trata de una sopa industrial, son pocas las veces en que de hecho sean buenas para la salud. Otro factor que puede ser atractivo además de ser maquilladas con la palabra ''saludable'' es que son muy accesibles.

Ahora bien, es importante que sepas que la mayoría de industrias le agregan glutamato monosódico: un saborizador que aumenta el apetito y provoca insoportables migrañas.

  • Salchichas

Seamos honestos: no hay nada más efectivo para simplificar un menú que poner a hervir unos hot dogs. No obstante, ya no priorizarás la simpleza por sobre tu salud una vez que estés al tanto de los altos niveles de sodio y conservantes cancerígenos que hay en ellos.

Además, para obtener su color muchos incluyen una tintura de comida llamada naranja B que en dosis excesivas puede ser muy dañino para el hígado y las vías biliales.

Cuesta creer que algunos de estos alimentos sean así de nocivos. Sin lugar a dudas hay muchos otros aspectos de lo que comemos que nada tienen que ver con sus calorías, sino que con algo mucho más importante: su calidad. No pierdas de vista las propiedades de lo que consumes con frecuencia, pero eso sí, recuerda que todos necesitamos un poco de ellos de vez en cuando, así es como funciona el equilibrio.